¿Cómo podemos ayudarte?

¿Qué vehículos tienen la obligación de estar asegurados?

Es evidente que un coche, una moto, un camión, deben tener contratado un seguro obligatorio pero, ¿qué sucede con otros vehículos como los quarks, los patinetes que utilizan un motor, sillas de ruedas eléctricas? En definitiva qué vehículos deben estar asegurados.

La ley define los vehículos a motor que deben estar asegurados. Por tanto debemos conocer qué entiende la ley que es un vehículo a motor.

Será un vehículo a motor obligado a tener suscrito el seguro obligatorio aquellos que:

  • Sean idóneos para circular por la superficie terrestre

  • Estén impulsados por un motor, incluidos los ciclomotores, vehículos especiales, remolques y semirremolques, cuya puesta en circulación requiera autorización administrativa de acuerdo con lo dispuesto en la legislación sobre tráfico, circulación de vehículos a motor y seguridad vial. 

    • ATENCION: en el caso de los camiones con remolque no solo deberá estar asegurada la cabeza tractora. También deberá asegurarse el semirremolque.

Por el contrario se excluirán de la obligación de aseguramiento:

  •  Los remolques, semirremolques y máquinas remolcadas especiales cuya masa máxima autorizada no exceda de 750 kilogramos.

  • Aquellos vehículos que hayan sido dados de baja de forma temporal o definitiva del Registro de Vehículos de la Dirección General de Tráfico.

  • Los ferrocarriles, tranvías y otros vehículos que circulen por vías que les sean propias.

  • Los vehículos a motor eléctricos que por concepción, destino o finalidad sean considerados juguetes conforme a la normativa reguladora de la seguridad en los juguetes y normativa concordante y de desarrollo.

    • ATENCIÓN: En el caso de patinetes que funcionen con un motor de gasolina se entiende que no tienen la consideración de juguete y por tanto deberían estar asegurados.

  • las sillas de ruedas eléctricas para minusválidos tampoco tendrán la obligación de asegurarse.

Es importante pues conocer si nuestro vehículo tiene la obligación de aseguramiento dado que si no la tiene entonces no le será aplicable la legislación de responsabilidad civil de tráfico.

CONSEJO. En aquellos vehículos especiales que queramos utilizar para la circulación viaria debería elevarse una consulta a la Dirección General de Tráfico a fin de evitarnos problemas.

Por tanto si el vehículo que pudiendo desplazarse de forma autónoma no tiene la consideración de vehículo a motor su dueño no tendrá la  obligación de concertar el seguro obligatorio de responsabilidad civil, ni los daños por ellos ocasionados pueden considerarse como derivados de un accidente de circulación.

Donde más dudas se producen es en los vehículos industriales. Son vehículos a motor, se desplazan de forma autónoma pero no son aptos para la circulación dado que su actividad se circunscribe a la espacio de la empresa, por ejemplo los toros elevadores. En estos casos no tendrán seguro obligatorio aunque sí tendrán el seguro propio de la actividad industrial.

Ahora bien si los vehículos industriales, como los tractores, pueden circular por la vía pública, aunque no lo hagan, deberán tener suscrita una póliza de seguro obligatorio con independencia de la obligación o no de matriculación.

Entre otros deberán tener concertado seguro obligatorio los siguientes vehículos: Ciclomotores, cuatriciclos, automóviles, motocicletas, vehículos de tres ruedas, autobús, furgoneta, camión, tractor, quack.

CONSEJO: Al margen de la consideración de vehículo a motor y de la obligación de aseguramiento será siempre recomendable que cualquier vehículo con el que podamos circular tenga concertado un seguro de Responsabilidad civil. Recuerda que el hecho de que no tenga la obligación de tener suscrito el seguro obligatorio no significa que no debamos de responder económicamente por los daños que pueda causar en las personas o los bienes en el caso de accidente.

Compartir